Estados Unidos Del Socialismo

Opinión de las elecciones de EE.UU.:

No, no queremos que Biden gane. Hemos criticado a Trump, pero es solo porque ha manchado el nombre del capitalismo.

Biden no es un demócrata. Es un socialista. Es un estatista. Es un fascista. Es un criminal de guerra. Es todo lo que esta mal en el mundo. Lleva más de 40 años en la política. Entró a la política sin dinero y en este momento su patrimonio es de más de $100 millones de dólares. No puede pasar esto. Las personas no deberían hacerse ricas en la política donde no ayudan a nadie y donde de hecho perjudican y roban a los demás. Las personas deberían hacerse ricas en el sector privado donde la única manera de construir riqueza es ayudando a las personas, innovando y creando empleos.
Biden es un parásito, al igual que los Clinton, Obama, los Bush y todos los demás políticos que jamás aportaron nada productivo a la sociedad pero se enriquecieron usando al gobierno.

Dicho esto, Trump no representa al capitalismo tampoco. Hizo campaña para su primer mandato como un libertario y una persona que apoya el libre mercado, pero sus políticas fueron opuestas a todo esto. Trump no está a favor de la libertad individual. Trump también está a favor de aumentar el tamaño y poder del gobierno. Trump quieren endeudar al país aún más e imprimir dinero para pagar por todo esto. Votar por Trump es el menor de los males, pero sigue siendo un mal.
El problema es que muchas personas creen que Trump representa al capitalismo y que la economía bajo su mandato era la mejor de la historia. Nada más alejado de la verdad. La economía de Trump era una burbuja antes del coronavirus. Muy poco ha cambiado. La deuda ha aumentado. Los déficits han aumentado. Las burbujas se han inflado aún más.
Si gana Trump y el dólar colapsa en su mandato, las personas culparán al capitalismo de esto. ¡Y EEUU no ha estado ni cerca de tener capitalismo desde hace muchas décadas! Ese es el peligro de que Trump gane.

Jo Jorgensen es la mejor opción. Es del partido libertario. Busca reducir el tamaño del gobierno. Cree en el capitalismo y en la libertad individual. No busca hacer una carrera en la política. Busca poner al país en orden, restaurar la libertad que una vez existió en EEUU, y regresar a vivir su vida privada lejos del gobierno. No promete cosas gratis. No promete utopías. No promete favores. Solo promete libertad. Y eso es lo más valioso que una sociedad puede tener.

Lastimosamente, Jorgensen no tiene oportunidad.

Ganará un estatista: Biden o Trump.
Ganará el socialismo.
La pregunta es: ¿Qué grado de socialismo tendrá EEUU? Con Trump el socialismo será limitado. Con Biden será mucho mayor.

A menos de que las personas comiencen a votar por el candidato que prometa eliminar el tamaño del gobierno y restaurar la libertad individual, no tendremos ningún cambio real.

Esta fórmula se cumple siempre, así como las principales leyes de la física y de las matemáticas: a medida que el gobierno se expande, la libertad se contrae.